Mi foto

Democracia Deliberada


Your email address:


Powered by FeedBlitz

Documentos y Artículos

« Los poderes fácticos mandan | Inicio | Reducción de dinero a partidos »

Comentarios

José Luis

Soy un firme defensor de las regulaciones anti-tabaco, y está más que probado que funcionan. Hace apenas unas semanas "presumía" con unos conocidos de cómo en España el consumo de tabaco cada vez es menor por el alto precio y la restricciones que existen respecto al consumo en lugares público (por cierto que echo MUCHO en falta ese tipo de medidas en la propuesta de Alternativa en el DF).
Ahora bien, ¿es legítimo que las compañías tabaqueras defiendan su negocio? Yo entiendo que sí, que es perfectamente legítimo y que no hay que "demonizarlas" ni nada por el estilo. Eso no quita para que, puestas encima de la mesa todas las cartas, pesen más lo intereses de salud pública (o de recaudación fiscal) que los de las tabaqueras y estas "salgan perdiendo". Pero nadie debería negarles su derecho a defender sus posturas, porque esa es la única forma de que nadie niege el derecho a cualquier otro de defender sus posturas ("No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería hasta la muerte tu derecho de decirlo", cita falsamente atribuida a Voltaire, ya que nos ponemos ilustrados después de tu mención de Rousseau ;-) )
De hecho, no todas las tabaqueras son iguales, ni mucho menos. Esa "defensa de sus intereses" ha llevado a algunas tabaqueras a una estrategia de "huida hacia adelante" buscando nuevos mercados (México entre ellos, pero sobre todos paises subdesarrollados o en vías de desarrollo), mientras que otras han optado por diversificar y a buscar otras líneas de negocio (y las llevará, eventualmente, a seguir siendo grandes empresas pero dedicadas a otras actividades). Y ahí está la moraleja de esta historia: que si cada uno defiende sus intereses es posible buscar acuerdos y alternativas que sean buenas, o al menos "menos malas", para todos. Pero si uno se pone maniqueo, si hay buenos y malos, entonces todo se convierte en quien gana y quien pierde.

P.S: Otra de Voltaire, para terminar: "Où est l'amitié, là est la patrie"

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Izquierda

  • Mi Izquierda
    Veo la izquierda como una comunidad en donde hay un llamado honorable para construir un mundo diferente. Un lugar donde queremos establecer el juego que nos permite alterar el contexto. Una comunidad integrada por personas autonomas. Una comunidad donde la experimentación democrática es el método más frecuente. Una comunidad en donde se reimaginan los problemas, se reinventan las soluciones y se reconstruye el mundo.